Al día siguiente, tomo un café en una cafetería.

Luna, la primera princesa, me fue asignada como guía.

Es una chica preciosa con el pelo rubio atado en una cola lateral.

Lo que mas destacaba de ella, era el escote de color blanco.

Una camisa blanca con una gran abertura en su pecho hace que sea ajustada y resalta tus dos grandes montañas a la vista.

Además, la mitad inferior del cuerpo también tiene pantalones ajustados.

Es difícil mirarla a los ojos.

“¿Me estás escuchando, Toru-Kun?”

Sí, sí, estoy escuchando.”

Luna se acerca a mi rostro a cada momento, pero al mismo tiempo, sus pechos también se acercan a mi. Por lo que tragar saliva es inevitable.

“Maestro~!”

“Lo sé, no voy a mirarlo más.”

Kaede nota a dónde se dirigían mis ojos, así que se coloca a mi lado a mirarme fijamente.

Aun así, no puedo evitar mirar las montañas que están delante de mi.

Luna tiene buenos pechos.

Y Luna sonríe y me mira.

“Ustedes ayudaron a Marianne, ¿verdad? He querido conocerte desde hace mucho. Por eso le pedí a mi padre que fuera su guía mientras estén aquí.”

“¿Marianne? ¿Te refieres a la Marianne que vive en Einark?”

“Sí, ella es mi amiga corresponsal.”

Me sorprendió la conexión inesperada.

El mundo es más pequeño de lo que uno piensa.

Nunca me imaginé que me encontraría con una amiga de Marianne aquí.

“Entonces, Toru-Kun, ¿a dónde quieren ir? ¿A un lugar interesante? ¿Conocer la gastronomía de nuestro país? ¿Explorar las ruinas?”

“¿Podrías dejar de llamarme con el “kun”?”

“¿Por qué? Creo que es lindo.”

¿Es lindo que me llame con el honorífico “Kun”?

No lo entiendo.

“Me gustaría ir a uno de los templos primero.”

“¿De verdad? Entonces hagámoslo.”

Su respuesta fue directa.

No estoy seguro de que sea una princesa.

Le di otro sorbo a mi café.

“Por cierto, ¿dónde están Frau y Panda?”

“Aquí.”

Kaede abrió la mochila y la colocó en la silla.

“Gghh, gghh.”

“Kyuuuuu”

Frau se encontraba aferrada a Panda durmiendo.

Tanto Frau cómo Panda son flojos por la mañana, así que suelen dormir en la mochila.

Por cierto, no se trata de una siesta, sino de una siesta doble.

“¡Son tan lindos! ¡Toru-kun, tienes mucha suerte de tener a unas chicas tan adorables!”

“…Eh”

Hmm.

Algo me dice que estos dos están despiertos.

Cuando le pedí una galleta al empleado de la cafetería, Frau se levantó de un salto.


El Templo de la Armadura Sagrada en Grayfield estaba a medio día de distancia de la capital, y los dos templos estaban pegados como un limón partido.

“¿Podré adquirir la armadura sagrada como mi maestro?”

“Ten confianza. Definitivamente eres una clase de héroe.”

“Kukuku, seré el primer hada con armadura sagrada en la historia.”

“Frau, no sólo tienes confianza, sino que muestra un deseo oscuro.”

Frau es la primera en intentarlo.

Cuando puso la mano en la puerta, una ola de luz la atravesó.

Gogogogogo

Baaaaang

Las luces se encendieron, invitándonos a entrar.

En el extremo más alejado había una espada sagrada clavada en un pedestal.

“¡Voy a sacarla! ¡Definitivamente lo haré!”

“Recuerda imaginar lo que quieres cuando lo saques!”

“¡Estoy en ello, Maestro! ¡Te demostraré que Frau es la esclava que necesitas!”

“S…Si…”

Frau sacó su espada con gran vigor.

Al momento siguiente, la espada se envolvió en luz y se transformó en un martillo de un tamaño fácil de manejar para Frau.

“Este es un momento revolucionario. ¡Un hada se convierte en héroe!”

“Fufu, ahora Frau lo tiene todo ahora.”

“¡Felicitaciones! ¡Después de todo, Frau es genial y linda!”

“Ehehe”
Frau tiene una rostro de satisfacción, probablemente está contenta por los cumplidos.

Panda, que está observando la situación, se pone un poco de mal humor.

Tal vez esté celoso de que Frau, que no es muy diferente en tamaño, haya sacado la espada sagrada.

“Aún hay muchas cosas que puedes hacer.”

“¡Kyuu!”

Cuando Kaede le abrazó, Panda derramó lágrimas.

Aunque es una bestia familiar, debemos hacerlo sentir orgulloso por ser parte de la party.

Habría estado bien que Panda tuviera fuerzas para luchar.

Salimos del templo y nos dirigimos directamente al siguiente.

Cuando Kaede puso la mano en la puerta, ésta se abrió sola como si nada.

”Maestro, por favor, míreme”.

Se colocó frente a la espada sagrada más interna y agarró la empuñadura con fuerza

En el momento en que la sacó, la espada de una mano se envolvió en luz y se separó en dos.

“Esta es…… mi armadura sagrada.”

En las dos manos de Kaede, sostenía un abanico de hierro doblado.

Cuando extendió los abanicos, una suave brisa se generó a través de ellas.

Kaede bailó en el lugar para mostrármelo, con su pelo blanco y brillante fluyendo suavemente.

Cuando el baile terminó, aplaudimos.

“Lo siento. Me dejé llevar por los nuevos abanicos.”

“Está bien, me alegró verte bailar.”

“Bailé pensando en el maestro…”

“Gracias.”

Le di unas palmaditas en la cabeza, Kaede cerró los ojos cómo si estuviera disfrutandolo.

pat pat pat

Su cola se balanceaba de un lado a otro con mucha fuerza.

“Entonces, ¿a dónde vamos ahora? ¿A una mazmorra? ¿a las ruinas?”

“Es algo tardo, deberías volver a la ciudad.”

“Eh, ¡Pero si tengo todo el equipo que necesito!”

Luna se vuelve instantáneamente malhumorada.

¿Tanto deseabas una aventura? Lamento decepcionarte.

Pero no puedo dejar que la princesa acampe en un lugar cómo este.

Tengo que hacer que regrese a casa en una sola pieza.

“¡Entonces vayamos todos juntos al baño!”

“Es una buena idea.”

“Los tres lavándonos las espaldas también estaría bien.”

Tomaremos el resto del día para dirigirnos a un baño público en la ciudad y tomar un baño.


Kappon

El sonido de una bañera colocada en el suelo resuena.

Después de ayer, hoy vuelvo a sumergirme en agua caliente.

Esto se siente tan bien que creo que me voy a volver adicto.

La sensación que provoca en mi cuerpo es fascinante.

“¡Kaede-Chan, las tienes muy grandes!”

“Por favor, no las aprietes.”

“¡Y son tan suaves! Aaah!”

“Pero las de Luna son más grandes.”

“¿En serio? No estoy tan segura.”

Todos en el baño de hombres dejaron de moverse inmediatamente.

Todo el mundo escuchaba las voces de las mujeres que atravesaban las paredes.

Por supuesto, yo también.

Mi oído se agudiza mientras me sumerjo en el agua caliente.

”He oído que ya has conseguido las dos armaduras sagradas.”

“Uhm!?”

Antes de darme cuenta, el Rey de Greyfield estaba a mi lado.

Apuesto a que este tipo tiene un trabajo de Asesino o Ladrón.

No siento su presencia cada vez que se me acerca.

“Sí, ya las tenemos.”

“Eso es bueno. Ahora podrás aumentar la fuerza de tus compañeras.”

“Sí, pero desafortunadamente, aún no somos rivales para el rey demonio.”

El rey respondió: “Es un monstruo Nivel 800. Nunca antes visto.”

Todos los héroes de los últimos quinientos años están alrededor del nivel 200.

Si en el pasado pudieron derrotar a los rey demonio con ese nivel, significa que antes no tenían un poder tan alto.

800 es un número tan ridículo.

No hay posibilidad de ganar si lo pienso con claridad.

Es como ir directo a la muerte.

Pero todavía lo voy a hacer.

“Oye, ¿hay algún sitio por aquí que sea bueno para subir de nivel?”

“El valle Berserker. Es una guardia de muertos vivientes, pero puedes subir de nivel muy rápido allí.”

Valle Berserker. He oído hablar de ese lugar antes.

Es un lugar muy peligroso en Grayfield al que nadie ha ido nunca.

Hasta la fecha se desconoce el panorama completo de ese lugar.

Ahí podré subir de nivel de forma eficiente.

Si tengo suerte, incluso consiga artículos raros.

“Creo que sería mejor si la princesa no nos acompaña.”

“Bueno, la he entrenado para poder luchar, pero por si acaso. Enviaré a otra persona para que te guíe en lugar de Luna.”

Me gusta esa idea. Me sentiría terrible si algo le llegara a pasar a la princesa.

Me alivia escuchar eso.

Muy bien, mañana empezaré a trabajar en mi subida de nivel.

“Maestro.”

“Lo siento, te hice esperar.”

Cuando salí de la casa de baños, Kaede y los demás me estaban esperando.

Su pelo blanco y húmedo y sus orejas de zorro eran más brillantes que de costumbre, y su bata rosada hacía que su cuello le diera un atractivo sexual.

Ella entrelazó su brazo izquierdo con el mío y tímidamente se giró.

Su cara parecía aún más roja que de costumbre debido al agua caliente.

“Fu, necesito un descanso.”

“Kyu”

Frau y Panda se suben a mis hombros.

Las calles estaban llenas de gente al anochecer, y muchas lámparas brillaban.

Alguien enrosca su brazo alrededor de mi brazo derecho vacío.

“Se siente bien tener a dos mujeres hermosas a cada lado ¿verdad?”

“S-Sí…”

Sus pechos se metieron entre mi brazo.

Su suavidad hace que me ponga nervioso.

Uhm.

“¡No, no es justo! ¡Yo también!”

“¡¿Kaede!?”

“Kyaaah”

Batan

Kaede se desmayó y cayó al suelo intentando meter sus pechos entre mi brazo, tenía una cara roja brillante.

No sé por qué tiene que haber tanta rivalidad.

Pero, es una esclava muy tierna.

Cargué a Kaede y la puse en mi espalda, el regreso a la posada fue bastante calmado.

Traductor de Japones, catador profesional de hentai, programador front-end, y creador de Akumabeast.

error: Content is protected!!