Ha pasado un día entero desde que avanzamos por el laberinto del jardín de flores.

La ruta hasta este punto está marcada en un papel, por lo que podemos volver en cualquier momento si lo deseamos.

Al caer la noche, nos reunimos alrededor de la hoguera para comprobar la cosecha de hoy.

“Tengo un anillo que aumenta la velocidad, un collar que me despierta del sueño, un brazalete que evita que pase hambre, un anillo que restaura el poder mágico medio y dos pergaminos de valoración. ¿Y qué son estas bolas blandas?”

“¿No lo sabes? Es una bola de humo. Si la sujetas con fuerza y la lanzas, soltará mucho humo.”

“Podría ser utilizado como una cortina de humo.”

Todos los artículos conseguidos no son nada útiles para mí.

Si los traemos de vuelta a la isla, podemos venderlos a buen precio, pero como la única forma de volver es en barco, sería prudente venderlos aquí. O supongo que no queda de otra que utilizarlo.

Dejaré que Ultina elija lo que quiere primero.

No son cosas que hayamos conseguido por nuestra cuenta. Naturalmente, ella también recibirá su parte.

“Todo lo que necesito es el anillo que restaure poder mágico.”

“¿Estás seguro de que eso es todo lo que quieres?”

“Todos estos elementos aparecen con frecuencia. No es que los necesite, sólo los querría para venderlos y tener algo de dinero.”

Así que aparecen con mucha frecuencia. Ha debido de encontrarse con muchos objetos cómo este en infinidades de veces.

Bueno, para ser honesto, casi no hay artículos que sean de mi necesidad.

Venderé todo excepto el pergamino y la bolas de humo.

“Por favor, denme un poco de agua..”

“Waaah! ¿Volviste a la vida?”

“Así que finalmente te recuperaste.”

“Sí, lo siento. Nunca volveré a tomar alcohol.”
“Kyu.”

Frau cita dichas palabras luego de haberse recuperado de su resaca.

Seguro que dentro de unos días se habrán olvidado de todo lo de hoy y estará bebiendo nuevamente.

“Es hora de irse.”

“¿No es peligroso moverse por la noche?”

“Hay luna llena esta noche, así que es brillante. Además, sólo se puede disfrutar de la zona fantasma por la noche.”

Ya veo, tiene sentido lo que dice. Honestamente, no me gustaría perderme de tal espectaculo.

“Uaagh.”

Kaede hizo una expresión de disgusto.

“¿Maestro, no huele mal?”

Así que también comencé a olfatear.

Pude detectar un olor extraño, aunque era débil-

Quizá estemos cerca de la zona fantasma que mencionó Ultina.

Recogimos nuestras cosas y nos volvimos a poner en marcha.


“Tal vez es aquí.”

“Hueeeh!”

“Kyui”

Cuando salimos al espacio abierto, no pudimos evitar contemplar el espectáculo.

Alrededor de la fuente, había innumerables flores pequeñas que emitían luz azul.

Cada vez que sopla el viento, la luz brilla como una ola.
“Era tal y como había oído. Esto es lo que quería ver.”

Ultina entra en la zona y gira con las manos extendidas

Parece una niña.

“¿Cómo se llama esta flor?”

“Se llama, canibalistas azules.”

Canibalistas… ¡¿azules?!

“¡¿Ah?!”

“¡¿Hueeeh?!”

“¡Kyui!”

Las flores extendiendo largas raíces debajo de ella y nos ataran a todos.

Y de abajo surgió una flor azul de un metro de largo.

Una gran boca en el centro se abrió para tragarse a su presa.

“¿Qué clase de monstruo es este?”

Kaede estaba atada a una de las ramas mientras se encontraba suspendida boca abajo, dejando al descubierto sus muslos y ropa interior.

“Si no tienes cuidado con tus ataduras, vas a ha….”

Ultina consiguió liberarse de sus ataduras, pero las lianas la ataban con fuerza, y cuanto más se movía, más se balanceaban sus pechos a la vez que sobresalen más a la vista.

No podía apartar mi mirada de ellas.

“¡Mi Lord, míreme! ¡¿Por qué no mira a Frau también?”

“………..”

“¡Es por los pechos! ¡¿Verdad?! ¡Por eso no me mira! ¡Sólo quiere los pechos de ellas dos!”

Frau parece tan frustrada que está a punto de derramar lágrimas de sangre.

“¡Dejen de hablar de esas cosas! ¡Enfoquense en la situación!”

El monstruo estaba indeciso por quien se iba a comer primero, giraba su cuerpo viendo a Kaede, para luego dirigir su mirada a Ultina.”
“Maestro, ¿puede ayudarnos?”

“Hmmm, me gustaría seguir viendo esta vista un poco más.”

“¡Maestro!”

“Bien, yo me encargo.”

Sin esfuerzo alguno, extendí mis brazos y pude desatarme de las lianas, haciendo que el monstruo me suelte y aterrice en el suelo.

Es hora de despedirnos. Gracias por hacerme ver algo muy excitante.

Saqué mi espada y lance un golpe al aire en cruz, haciendo que el monstruo muera luego de un segundo.

“¡¿Cómo hizo eso?! Con un solo movimiento… Acabó con ese monstruo…”

“Es porque el Maestro es el Maestro.”

Kaede dice esas palabras una vez que da una vuelta en el aire y aterriza en el suelo.

En su rostro había una expresión de satifacció, cómo si estuviera enamorado.

Por el otro lado, Frau mira fijamente los pechos de Ultina cómo si fuera un agujero profundo.

…Hm?

Hay algo flotando en la fuente.

Lo recogí y era un pergamino blanco.

Sólo lo he visto una vez en la Aldea de los Elfos.

Un pergamino especial que te da habilidades, ¿no?

Tal vez el enemigo actual era el jefe de esta zona.

He oído que los monstruos jefes dejan caer objetos cuando son derrotados.

El contenido del pergamino es 【Glowing】.

Es una habilidad de la que nunca he oído hablar. Posiblemente sea un objeto muy raro.

“Aquí es donde Frau obtiene su habilidad especial, ¿verdad? Este pergamino es para Frau.”

“Ni siquiera sé qué hace esta habilidad.”

“Pero el Lord puede controlar a las bestias y Kaede puede usar magia. Frau sólo vuela, y Frau quiere ser más útil, no quiero ser la única sin una habilidad especial.”

Estaba a punto de decir; “no digas que eres la única.” Pero es algo que decidí tragarme esas palabras.

Tanto yo como Kaede tenemos habilidades más que suficientes. En ese sentido, Frau no tiene ninguna habilidad destacada.

La capacidad de volar es un poder asombroso que merece la pena mencionar, pero aparte de eso es bastante normal.

Y tengo la sensación de que las hadas y la luminiscencia van bien juntas, sólo una corazonada, claro.

Le entregué el pergamino a Frau.

“¡Solución!”

El pergamino emite luz y es absorbido por el pecho de Frau.

Ahora es la dueña de la Habilidad Luminosa.

“¡Lueces de hada, iluminenseeeeee!”

““““¡Gyaaaaah!!!””””

Una enorme cantidad de luz fue emitida por Frau.

Esto debe ser una maldita broma. Si piensa hacer algo así, debió habernos advertido.

Mi visión se volvió completamente blanca y no pude ver nada.

Oh, tengo algo.

“Hmm, Maestro, no en un lugar como este…”

“¡Lo siento!”

¿Qué demonios acabo de hacer con Kaede?

Mientras corría hacia atrás para escapar, tropecé con alguien y me caí.

“¿Quien eres?”

“Soy Ultina, Uhm, esa voz… ¿Toru?”

Me disculpé y traté de levantarme.
Pero en cuanto moví mi mano, sentí un tacto suave y blando.”

“¿¡Dónde estás poniendo tus manos!? Detente, Uhm…”

“¡Lo siento! Pero no puedo ver nada.”

“¡No muevas las piernas, idiota! ¡Ah!”

“Maestro, ¿qué está haciendo? ¡Estoy aquí!”

“Frau, llevame a un lugar seguro.”

Frau me agarró por el brazo y me llevó por el aire a otro lugar.

El lugar donde me bajó parecía estar cerca de la pared.

“¡Kyu! ¿¡Kyu, Kyu!?”

“Oye, quédate quieta. No puedo ver, estás volando y me estás golpeando contra la pared.”

“Kyui~”

Parece que Panda, que estaba en un estado de confusión, chocó con una pared y se cayó.

Hay que esperar que cada uno de nosotros recupere la vista por completo.

“Frau… Tú y yo tendremos una charla más tarde…”

“Sí….”

Traductor de Japones, catador profesional de hentai, programador front-end, y creador de Akumabeast.

error: Content is protected!!